miércoles, 1 de junio de 2011

De aventuras con Brian

Ya de por si Brian es una aventura andante, por lo que uno sabe que algo loco puede pasar. En este caso, lo llevé para que conozca el hotel de Cardales porque existía la posibilidad de que trabaje allí para reemplazarme.
Ya todo comenzó mal porque llegué tarde para tomar el Chevalier de las 7, que pasa por Río Luján a las 9, que es el horario que debía entrar al hotel. Maldito Expreso! Tener que tomar la baratija del Común que tarda más que yo en bici...
Llegamos allá, luego de hablar de nuestras andanzas por el GBA tanto en tren como colectivo. Todo sucedió más o menos con la "normalidad" que estoy acostumbrado. Entre lo sucedido fue lo ya contado en "Carta de Amor" (otra vez...).
Brian quería experimentar lo que era viajar en tren desde Río Luján -Ballester-Retiro. Le comentaba de los horarios locos y que si nos daba el tiempo tal vez podíamos irnos en este medio transporte y no tener que esperar el Chevalier o el 60 "campesino" (Zárate-Maschwitz).
Salimos a las 16:00 y así poder agarrar el de las 16:20. Con la salvedad que la estación a casi 2kms.
Veníamos bajando por la colectora (donde se ve toda la "Reserva Otamendi" y también la formación a casi 3 kms antes de llegar, por lo cual es una vista absoluta) lo vimos venir y empezamos a correr. Corrimos, corrimos y corrimos como ladrones(?) y cuando estábamos a 50mts. el tren se nos fue. ¡Qué fastidio! ¡Qué enojo! ¡Qué frustración para Brian, que iba a debutar en ese "Mistery and Magic Tour"!
Luego del superar este fastidio, nos tomamos el 60 "campesino" hasta Escobar. En la Estación hay unos "resistentes" videojuegos (por donde varias veces hice alguna escala) y Brian quería pasar por ahí pero el Chevalier ya salía y supusimos que otro día podría darse el gusto. Gusto que hasta ahora no se puedo dar porque no lo llamaron de la florería para ir allá.


En el Chevalier, con Brian, su Guia "T" y yo con unos anteojos que encontró por la calle, yendo a Cardales.

1 comentario:

  1. Los objetos encuentran a Brian, tagalrísimo.
    Buena nota, mr. janter

    ResponderEliminar